miércoles, 11 de abril de 2012

Adan, 11-04-2012

El mejor rato es cuando te corres dentro de ella y no te deja que te escapes. Se agarra a tus riñones muy fuerte y te frota, gimiéndote al oído, hasta que consigue correrse ella. A mí todo eso me pasó con la polla dentro, y consiguió que no se me bajara en los 5 minutos largos que tardó de más en correrse. Para entonces tenía las piernas totalmente empapadas de mi leche. Una fiera!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario